185

Catalogada como la empresa pública más antigua del país, Correos del Ecuador tiene la trayectoria de haber sido la institución que ha acompañado a los ecuatorianos desde los inicios de la república en su creación hace 185 años, cuando el 02 de mayo de 1831 el Presidente Juan José Flores crea la Administración General de Correos y dicta los reglamentos para mejorar la organización y el servicio postal ecuatoriano.

En la época prehispánica, los mensajes eran entregados verbalmente por un grupo de jóvenes con excelente memoria, velocidad y resistencia llamados “Chasquis”, reconocidos por los penachos con plumas blancas que llevaban en sus cabezas.

Durante la Colonia, se establece la Real Renta de Correos, institucionalizando la actividad postal en la Real Audiencia de Quito, donde se implantó un sistema de jornadas reglamentarias para el servicio de correos, marcando el primer despacho postal en 1779, el envío más antiguo registrado en el país.

Un hito en la historia postal ecuatoriana se da el 8 de junio de 1794, fecha en la que se establece el orgánico funcional de los incipientes correos con su primer administrador Antonio Romero de Tejada. Los pueblos americanos fueron evolucionando y luego de las históricas jornadas de independencia, el General Juan José Flores como primer Presidente de la República del Ecuador, dicta el 02 de mayo de 1831 los primeros reglamentos para organizar el servicio postal ecuatoriano a través de la Administración General de Correos.

Durante la presidencia del doctor Gabriel García Moreno, el 01 de enero de 1865 se puso en circulación la primera emisión postal ecuatoriana con un valor facial de ½ Real y dos de 1 Real en colores azul, verde y amarillo respectivamente. Además, García Moreno trajo al país los primeros buzones, uno de los cuales sería instalado años más tarde por el Presidente Ignacio de Veintimilla en el Teatro Sucre. Además, en 1894 se emitió el primer Mapa Nacional de Líneas Postales y Telegráficas del Ecuador.

La importancia del servicio postal crecía conforme pasaba el tiempo y es precisamente en el segundo mandato del General Eloy Alfaro cuando en 1906, dentro de los grandes cambios sociales que se llevaban a cabo en el país, se permite a la mujer ingresar a la administración pública, siendo Correos del Ecuador la primera institución en acoger dentro de su fuerza laboral a un grupo de damas para que trabajen en ventanilla.

Años más tarde, en 1927 se inaugura el Palacio de Correos, obra iniciada con José Luis Tamayo con el nombre de Casa de Correos de Quito, ubicada en la esquina de las calles Venezuela y Sucre en la actualidad. El servicio de correos en esta época se manejaba únicamente en las oficinas, pues los clientes debían acercarse a la Administración de Correos para retirar su correspondencia, hasta el 07 de diciembre de 1928, fecha en la que el cuerpo de carteros hace su primera entrega de correspondencia a domicilio.

En 1937 los Correos pasaron a depender del Ministerio de Obras Públicas en calidad de institución adscrita con 430 oficinas postales en todo el país. En 1960 se formó un grupo de carteros a los que se les dotó de bicicletas para correspondencia de entrega inmediata, mientras en 1970 se incorporaron las motocicletas Vespa, que con su clásico sonido anunciaba la llegada del cartero y las buenas noticias.

En 1971 el Dr. José María Velasco Ibarra otorga al servicio de Correos Nacionales la facultad legal para que pueda administrar directamente sus recursos. El 29 de septiembre del mismo año se expide la Ley General de Correos, creándose la Empresa Nacional de Correos como entidad de derecho público con personería jurídica y adscrita al Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones.

En 1990 se dicta el reglamento Orgánico Funcional de la Empresa. En 1995 se presenta el proyecto de la nueva ley General de Correos y a partir del 18 de noviembre de 1999 se inicia el proceso de modernización de los correos conjuntamente con el Consejo Nacional de Modernización (CONAM). En 2005 mediante Acuerdo No. 371 publicado en el Registro Oficial No. 82 del 16 de agosto se restablece el nombre de Correos del Ecuador en el lugar de Unidad Postal.

Desde el 2007, durante el gobierno del Presidente Rafael Correa Delgado, se puso en marcha un proceso de modernización radical con la inserción de nuevos servicios, actitud renovada y la adquisición de nueva flota de camiones, camionetas y motocicletas para la distribución de correspondencia y paquetería a nivel nacional.

En el 2011 se crea el servicio Exporta Fácil, un programa del Gobierno Nacional que incentiva la producción nacional y a través del mercado mundial dar a conocer la calidad de los productos ecuatorianos.

En el 2015, Correos del Ecuador es la primera empresa postal de Sudamérica que obtiene la Certificación Plata en Seguridad Postal anclada a las normas de seguridad S58 y S59 por los altos niveles de seguridad de instalaciones, procedimientos, centros de traslado postal y el manejo de correspondencia en los aeropuertos.

En este 2016, luego de 185 años, Correos del Ecuador continúa trabajando con más ímpetu y compromiso con el fin de brindar a los ecuatorianos servicios de calidad, confiables y oportunos, llegando a las 24 provincias del Ecuador con 322 puntos de atención y 3240 buzones distribuidos estratégicamente a lo largo y ancho del territorio nacional, además de una relación directa con los 192 países pertenecientes a la Unión Postal Universal (UPU).

El ambicioso plan de modernización que compromete día a día a la empresa con la ciudadanía se refleja en sus nuevos servicios como la inserción de innovaciones tecnológicas en las emisiones postales con el código QR y el servicio Casillero Internacional, que permite a los ciudadanos adquirir los últimos modelos de tecnología celular a través de una importación fácil, rápida y segura de acuerdo a la normativa vigente en el país.